Consejos para que el ‘roaming’ no juegue una mala pasada

roamingLas operadoras de telefonía están empezando a lanzar tarifas de itinerancia (roaming) que permiten hablar y navegar en otro país de la misma manera que si el usuario estuviera en su lugar de residencia. Pero, antes de usar el móvil para llamar a casa o consultar el email hay que conocer bien cada resquicio del contrato, porque luego llegan los sustos con la factura.

 

Aunque el roaming tenga los días contados —la fecha de su desaparición es el 15 de junio de 2017—, Reclamador recuerda los siguientes consejos para evitar sobrecostes por llamar, enviar mensajes o navegar por Internet a través del móvil en un Estado miembro diferente al de origen del operador.

1. Antes de viajar, hay que consultar con la compañía las condiciones del roaming para saber cuánto y en qué conceptos se pueden usar, tanto la voz como los datos de la tarifa aplicada en España.

2. Si el usuario lo tiene a su disposición por contrato, se puede activar automáticamente el servicio de roaming en cuanto llame o navegue en el extranjero, pero la compañía procederá a facturar sin tarifa descuento.

3. Es recomendable buscar una tarifa económica con los operadores del país de destino, ya que éstos suelen ofrecer promociones para el consumo de llamadas y datos.

4. Se aconseja también incluir un sistema de avisos con la tarifa elegida para recibir alertas antes de exceder el consumo máximo contratado. Muchas veces se desconoce que se ha sobrepasado el consumo de voz/datos y de ahí las sorpresas en la factura.

5. Si no se tiene contratado, se debe solicitar este servicio a la operadora antes de salir de viaje al extranjero. Si se hace telefónicamente, hay que pedir que la operadora confirme que lo ha hecho mediante mensaje la activación, ya que, de lo contrario, el usuario puede quedarse incomunicado al llegar al destino o no disponer realmente de una tarifa especial cuando realiza llamadas o navega, pensando erróneamente que sí.

6. Si el roaming es de datos, la compañía no aplica en el extranjero los precios contratados de tarifa plana, sino que tarifica por consumo. Para evitar facturas elevadas, hay que desactivar la conexión de datos del smartphone e intentar usar redes wifi gratuitas en hoteles, cafeterías y bares.

7. Consultar si para el destino en el extranjero la operadora de telefonía dispone de bonos o promociones de tarifas, más económicas que el roaming. Si así fuera y el usuario las elige, cuando se contraten hay que solicitar un email o un SMS que acredite la contratación y las condiciones del servicio y/o tarifa.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s