La ‘festivalización’ de los congresos profesionales, una realidad imparable

0

En los últimos años, hemos visto que los formatos de congresos clásicos han encontrado mayores dificultades para atraer la misma cantidad de visitantes y expositores que antes. El público ha cambiado y sus expectativas sobre lo que debe ofrecer un evento han crecido más allá de las conferencias y debates en el escenario principal. Para mantener su relevancia, los organizadores deben adaptarse contando con startups y empresas tecnológicas que están liderando la tendencia hacia un concepto más ‘festivo’ de los congresos.

 

El South by Southwest de Austin (Estados Unidos), la Web Summit de Lisboa o el Slush de Helsinki. Tres ejemplos destacados de congresos tecnológicos que han ido más allá del formato tradicional. Todos ellos seccionan el evento en espacios y áreas más pequeñas e íntimas, introducen nuevas actividades, como gastronomía, música, espectáculo o talleres, y  diversifican los contenidos en diferentes escenarios. Cada vez se crean más espacios dedicados a las redes sociales para animar al visitante a difundir contenidos y viralizar el mensaje del evento.

Sigue leyendo